Canadá evalúa enviar a sus ciudadanos de China

Air Canada, agencia que opera 33 vuelos semanales a China, anunció este martes la cancelación de varias de esas rutas

El pasado martes, el ministro de Relaciones Exteriores canadiense, François-Philippe Champagne anunció que Canadá se encuentra en consulta con sus aliados y estudiando todas sus opciones para regresar a canadienses que viven en la región de China y que ha sido afectada por el nuevo coronavirus.

El canciller informó durante una conferencia de prensa que aproximadamente 120 canadienses que habitan en la región de Wuhan, China, donde surgió el nuevo virus, solicitaron asistencia consular.

Añadió que se encuentran consultando a sus aliados y estudiando las diferentes opciones para repatriar a cada uno de los canadienses que se encuentran desde hace tiempo en el país asiático, justo en momentos en que países como Francia, Japón y Estados Unidos aceleran sus preparativos para rescatar a parte de sus ciudadanos atrapados en esa metrópoli china.

Champagne considera que la situación en China es dinámica y el número de canadienses que desean ser repatriados cambia constantemente, Ottawa debe evaluar cada una de las necesidades en el lugar, antes de decidir si se envía algún avión.

La situación se encuentra cada día más delicada para Canadá debido a que sus relaciones diplomáticas con China atraviesan una grave crisis desde el arresto de la directora financiera de Huawei, Meng Wanzhou, a pedido de Estados Unidos, a fines del año 2018 en la ciudad de Vancouver.

El pasado martes fueron identificados los primeros tres casos de coronavirus en Canadá. Dos fueron confirmados en Toronto, el tercer caso sospechoso es en Columbia Británica, al oeste del país. Los tres pacientes habían viajado a Wuhan.

Air Canada, agencia que opera 33 vuelos semanales a China, anunció este martes la cancelación de varias de esas rutas.

La aerolínea a través de un comunicado informó que debido a la situación del coronavirus, han tomado la decisión de cancelar algunos de sus vuelos hacia China para satisfacer mejor la demanda anticipada.

Desde el lunes por la noche, el Ministerio de Asuntos Exteriores de Canadá desaconseja cualquier viaje a la provincia de Hubei, epicentro de la epidemia.