El Ferry MBTA de Hingham derrapa en aguas turbulentas y derriba a sus pasajeros

Joseph Pesaturo, portavoz de la MBTA informó que la embarcación Massachusetts había sido anclada tras el siniestro

El ferry de las 8:20 a.m. de Hingham a Rowes Wharf derrapó hacia el puerto dos veces durante el viaje diario de este lunes por la mañana, causando que los pasajeros y las sillas se volcaran como fichas de dominó.

Un reportero del Globe que viajaba en el ferry, reportó que la segunda vez que sucedió e barco se inclinó tanto que pareció que estaría cerca de volcarse. Los pasajeros de la cubierta superior estaban tirados en el suelo en estado de shock. Nadie parecía estar herido, pero los viajeros estaban visiblemente afectados cuando llegaron a Boston.

“Tan agitada en el agua hoy que una sección entera de asientos se cayó”, otro pasajero llamado Megan Griffin tuiteó. “Supongo que tengo suerte de no haber conseguido un asiento hoy. Podría besar el suelo cuando baje del barco. Y aún así, cruzaría la Línea Roja cualquier día”.

“La segunda vez puso... Pensé que nos íbamos a volcar y nunca he estado tan asustada”, dijo.

Cuando el barco partió de Hingham, el capitán notó que había un oleaje de cuatro pies y advirtió a los pasajeros que se prepararan para un paseo agitado. Al final del viaje, el capitán se disculpó por el intercomunicador con los pasajeros y dijo que cualquier persona que hubiera resultado herida debía hablar con un miembro de la tripulación. También informó que la MBTA no operaría ese barco en particular durante al menos dos días, debido a los fuertes vientos de la tormenta. Un ferry que también funciona a las 4 p.m. durante el trayecto nocturno.

En un e-mail, al portavoz Joseph Pesaturo se le preguntó si se le había comunicado a la T que el ferry de las 8:20 a.m. de Hingham casi se había volcado.

“No, eso no pasó”, escribió. “La embarcación Massachusetts chocó con una ola. No hubo daños ni heridas. El barco continuó su viaje a Boston, donde partieron los pasajeros”.

En un correo electrónico posterior, Pesaturo sostuvo que el barco no estuvo en peligro por las condiciones del agua en el puerto de Boston. Sin embargo, sí cambió el rumbo de los barcos que serán embarcados por Boston Harbor Cruises, el operador del servicio de ferry, durante las actuales condiciones meteorológicas. También informó que el Massachusetts ha sido anclado.

“El Massachusetts ha sido reemplazado por otra embarcación. El servicio de ferry no ha sido interrumpido”, escribió. “El Massachusetts ha sido reemplazado por un catamarán que ofrece mayor estabilidad en condiciones difíciles”, indicó.

Con información del Boston Globe